Foto: Especial

La cancelación de Enrique Peña Nieto hacia Estados Unidos para no asistir a la reunión de trabajo programada para el próximo martes con Donald Trump, habla de que México tomó una postura de dignidad internacional y que el país no va a hacer uno sumiso, aseguró Verónica Reyes Barón, especialista en relaciones internacionales del Tecnológico de Monterrey, campus Puebla.

En entrevista a Síntesis subrayó que es ingenuo el imaginar que la República Mexicana tiene que asumir órdenes cuando es un país autónomo, con suficiencia alimentaria, económica y soberana.

“Peña Nieto debe mantener una línea de dignidad; si Canadá puede solo, nosotros podemos también”, refirió la analista, al tiempo de asegurar que es momento de que México voltee a ver a otras partes del orden internacional y que se haga socio estratégico de otros países con los que ya incluso tiene tratados firmados.

Añadió que el gobierno federal debe emitir una muy firme declaratoria, de que México no está dispuesto a hacer el juguete de ningún otro país, y mostrar que EU se ha convertido gracias a Donald Trump en un Estado canalla, y que nosotros somos un estado con dignidad soberana, es decir, “nosotros tenemos la capacidad de negociar con cualquier otra región del mundo, y destituir cualquier importación que tengamos con EU hacia otra región. Es importante recalcar que este muro no es una estrategia migratoria, es una ofensa nacional”, afirmó.

Respecto a que Trump enfatizó que Estados Unidos tiene “un déficit comercial con México de 60.000 millones de dólares”, derivado del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), Reyes Barón matizó que el presidente estadounidense está equivocado en decir que el déficit es precisamente por tener el acuerdo firmado con México.

“Es una exageración completamente, no tiene cifra parecida, es solo un alarde otra vez de su histrionismo por llamarlo de alguna madera”, explicó la analista internacional.

Agregó que es mentira que gracias al muro en la frontera se va a terminar el tráfico de armas y el de drogas, como lo dijo Trump; y recalcó que México debe de seguir informando que rotunamente está en contra de las decisiones de la presidencia de EU, y aclarar que los estados que conforman la nación estadounidense no todos están tomando estas disposiciones y que la nación mexicana podrá negociar con los estados que conforman EU que mantengan el respeto hacia nuestro propio país.

Tensa relación

Caber recordar que el presidente mexicano le ha contestado a Trump, a través de Twitter, que no asistirá a la reunión programada. También ha afirmado a través de este canal que “México reitera su voluntad de trabajar con los Estados Unidos para lograr acuerdos en favor de ambas naciones”.

Mientras que en sus tuits de hoy, Trump enfatizó que Estados Unidos tiene “un déficit comercial con México de 60.000 millones de dólares”. Además, el mandatario afirmó que el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), del que forman parte México y EEUU junto con Canadá, ha sido “unilateral” desde el principio, con el resultado de “números masivos de empleos y compañías perdidas”.