El delegado de la Sedesol en Hidalgo, Onésimo Serrano González informó que Hidalgo fue uno de los tres estados que más avanzó en el abatimiento de la carencia alimentaria en el país, pues cifras del Coneval muestran que 280 mil hidalguenses más ahora comen sano, variado y suficiente, bajando la cifra de 903 mil personas con esta problemática, a 623 que aún padecen esta situación; aunque retrocedió en tres indicadores: salud, seguridad social y vivienda.

Al hablar de los avances en el combate a las carencias sociales en Hidalgo durante un desayuno ofrecido a medios de comunicación, dijo que Coneval e Inegi son las instancias encargadas de medir los avances en las políticas sociales, lo mismo que las carencias.

Refirió que de acuerdo al último trabajo realizado por el Coneval en 2014 y con su último trabajo dado a conocer en febrero en cuanto a la medición de las carencias sociales, dijo que en el tema de combatir el hambre, el trabajo lo hacen los tres órdenes de gobierno y las organizaciones de la sociedad civil, reconociendo que aún se encuentra este problema en muchos municipios de Hidalgo.

El delegado de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) indicó con gran satisfacción, que en el punto rojo que en 2014 era el ámbito del rezago alimentario, se avanzó un 10.1 por ciento en su disminución, destacando también que Hidalgo avanzó en tres rezagos que tenía como entidad federativa.

Por ello, destacó que en el primer derecho humano, que es el derecho a la alimentación, no se podía entender a la entidad con 903 mil hidalguenses con carencia alimentaria, “no quiere decir que no comieran esos hidalguenses, pero no comían de una manera sana, variada y suficiente, no comían con los nutrientes necesarios lo mismo un niño, que una mamá en lactancia que un adulto mayor, era vergonzoso”.

Sin embargo, la medición que hace Coneval en 2015 colocó a Hidalgo como una de las tres primeras entidades en atender este registro, pues en el año 2014, el 31.7 por ciento de la población de Hidalgo no tenía acceso a una alimentación adecuada.

Es decir, 1 de cada 3 hidalguenses no comía sano variado y suficiente, materia en la cual en 2015 se avanzó, ya que los resultados del 2015 reflejan que sólo el 21 por ciento de la población, es decir, 623 mil personas, tienen esta carencia, lo que representa una disminución del 10.1 por ciento, con 280 mil hidalguenses que ya comen sano variado y suficiente al día de hoy.

Sin echar las campanas al vuelo, el delegado adjudicó este logro al gobierno federal, al estatal ya los municipales, a las asociaciones civiles, y en la que ayudó en mucho la labor de las instancias infantiles de Sedesol, de los Comedores Comunitarios, pues era impensable que habiendo 903 mil hidalguenses con carencia alimentaria no tuvieran un solo comedor comunitario en agosto de 2016, pero ahora se tienen 28 comedores comunitarios que entrarán en operación a finales de este mes, con ayuda del ejército, los municipios y el gobierno estatal e instancias federales.

Tan solo en las instancias infantiles se dan 24 mil alimentos al día, lo que consideró un dato importante, lo mismo que con los comedores comunitarios, que fueron apoyados por Sedesol.

Señaló que en el rezago educativo Hidalgo tuvo una disminución del 1.5 por ciento, pues en 2014, el 19.1 por ciento de la población hidalguense tenía esta carencia, lo que significa 543 mil personas, y para 2015, gracias a la suma de voluntades de todos los órdenes de gobierno y sociedad civil organizada, ahora se tiene el 17.6 por ciento, con lo que se logró que 34 mil hidalguenses más tuvieran acceso a la educación.

En cuanto a  acceso a servicios básicos en la vivienda, se disminuyeron las carencias en un 2.5 por ciento, ya que en el año 2014 se tenía en rezago al 27 por ciento de la población, con 771 mil personas con esta problemática, y en 2015 sólo el 24.5 por ciento de los hidalguenses tenía esta problemática, que son 707 mil 500 personas, “en números llanos, 66 mil 500 personas más cuentan con servicios básicos en sus hogares”.

Serrano, por otro lado, reconoció que en las otras tres carencias sociales, se tuvieron resultados negativos, “esto no nos espanta, los vamos a atacar, ya tuvimos un buen  avance en la carencia alimentaria”.

Las carencias donde Hidalgo retrocedió fueron en el acceso a los servicios de salud, donde Hidalgo retrocedió 1 uno por ciento; en el acceso a la seguridad social 0.3 por ciento fue su retroceso, lo que dejó sin este beneficio a 35 mil personas, y por último, en cuanto a la carencia en calidad de vivienda, la entidad tuvo una caída del 0.5 por ciento, “esto es un acicate que nos sirve para atacar de inmediato estas carencias, pero la prioridad de prioridades era la carencia alimentaria”.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre