Mario Di Constanzo, presidente de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los usuarios de Servicios Financieros (Condusef), comentó que este año se perfila como el que tiene más reclamaciones por posible fraude.

Adelantó, que este próximo viernes será un día “pico” en el que se presentará mayor número de fraude, sobre todo cibernético, a través de la usurpación de la identidad de un banco para robar la identidad de los usuarios de la banca.

En reunión con representantes de medios de comunicación, detalló que de las 6.6 millones de quejas inscritas ante la institución de enero a septiembre de este año, 75 por ciento, es decir, más de 4.9 millones, correspondió a reclamos por un posible fraude, donde no necesariamente se vinculó a los bancos, en tanto que 25 por ciento fue por causa de movimientos y operaciones de la banca.

Indicó  que en los primeros nueve meses del año, el monto total reclamado superó los 17 millones 794 mil pesos y de cuya cantidad más de 11 millones 204 mil pesos correspondió a quejas relacionadas por un posible fraude.

Agregó que de los más de 2.5 millones de usuarios afectados que interpusieron una denuncia ante Condusef en el lapso enero-septiembre, un millón 541 mil 782 fueron personas que afirmaron perjuicios por supuestas acciones fraudulentas.

Las reclamaciones han ido en ascenso, entre 2011 y el tercer trimestre de 2017 se han acumulado 34 millones 489 mil 54 reclamaciones. Para 2017, al mes en promedio se realizaron 730 mil reclamaciones contra las 600 mil en promedio mensual de 2016.