El titular de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Roberto Ramírez de la Parra, manifestó su confianza en que el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) y las obras hídricas del oriente del Valle de México seguirán adelante, sin importar quién gane las elecciones presidenciales.

Me parece que no tendría razón de ser el que estos proyectos tuvieran que ser suspendidos por aspectos de carácter político y no técnico”, afirmó.

Luego de dar a conocer los pormenores y alcances de las obras del Proyecto Hídrico de la Zona Oriente del Valle de México, el funcionario aseguró que ello se debe a que dicho plan cuenta con los argumentos y estudios suficientes para avalar su viabilidad.

La razón es muy sencilla, para poder decidir que se construyera el aeropuerto en esta zona de Texcoco se hicieron los estudios correspondientes desde hace 20 años a la fecha”, señaló.

Ramírez de la Parra advirtió que no existe ningún estudio para sustentar la construcción de un nuevo aeropuerto en Santa Lucía, tal y como lo propuso Andrés Manuel López Obrador, y que suspender las obras en Texcoco sólo afectaría a la población ya que la infraestructura hidráulica es para ayudar al Valle de México, no a la terminal aérea.

Quien hoy dice que esto que se está proponiendo no es lo adecuado y que hay otra alternativa para poder llevar a cabo precisamente la construcción de un nuevo aeropuerto en Santa Lucía no ha hecho ningún estudio”, comentó.

El titular de la Conagua insistió en que no tenía ninguna duda sobre el nuevo aeropuerto y, sin importar eso, las obras de infraestructura hidráulicas no son para la terminal aeropuerto, “son para poder ayudar al Valle de México”.

Ramírez consideró que de suspenderse la única obra que se dejaría inconclusa o en camino, el Túnel del Dren General del Valle, al único que se afectaría es a la población y no al aeropuerto, por ello insistió que “me parece que no tendría razón de ser el que estos proyectos tuvieran que ser suspendidos por aspectos de carácter político y no técnico”.

Al respecto el vocero del gobierno de la república, Eduardo Sánchez Hernández, refirió que los mismos autores de la propuesta que tiene como propósito cancelar la construcción del nuevo aeropuerto publicaron una historieta en el que ellos mismos reconocen que no tienen estudios que sustenten su dicho.

En ese contexto, confirmó que en la reunión que sostuvieron dichos autores con el director de la Conagua hubo una expresión sincera de que no existen tales estudios y que se trata de una suposición a priori, y que para poder tener una posición robusta se requieren estudios para hacer un peritaje técnico, lo cual no existe.