Si tienes entre 40 y 50 años y no te has hecho un examen de colon, tal vez haya llegado la hora.

Las pautas recién actualizadas de la Sociedad Estadounidense para el Cáncer (ACS),sobre las pruebas de detección de cáncer de colon y recto recomiendan que los adultos con riesgo moderado empiecen a hacerse pruebas a los 45 años en vez de a los 50, como se recomendaba anteriormente.

Las pautas se actualizaron a la luz de un aparente aumento de casos de cáncer colorrectal en adultos más jóvenes. Las personas que están en mayor riesgo son los afroestadounidenses, los nativos de Alaska y las personas con antecedentes familiares o personales de pólipos en el colon o en el recto; esta clase de factores de riesgo indican que las pruebas de detección deberían hacerse antes.

Las pautas actualizadas se publicaron el miércoles 30 de mayo en la gaceta CA: A Cáncer Journal for Clinicians e indican que hay seis opciones de pruebas de detección para adultos (que van de pruebas de heces no invasivas hasta pruebas visuales como la colonoscopia), dependiendo de la preferencia del paciente y de la disponibilidad de la prueba.

Otros organismos de salud de Estados Unidos, como el Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de Estados Unidos, siguen recomendando que se hagan pruebas de detección de cáncer de colon y recto de rutina a partir de los 50 años.

El cáncer colorrectal, que incluye el cáncer de colon y el de recto, es la tercera causa de muerte por cáncer en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud.

FOTOEspecial
COMPARTIR