Una madre de familia contó el momento en el que tuvo que obligar a sus pequeños hijos a devolver unos paquetes de goma de mascar que minutos antes habían hurtado de los anaqueles en una tienda de conveniencia.

La mujer, que subió el video a redes sociales lo contó de esta manera:

Anécdota del día de hoy…. 

Hoy fuimos a comprar al del río los peques y yo… y al salir llegamos a varios lugares, total, el caso es que al llegar a casa… me doy cuenta que se habían robado unos chicles… ¿me quedé como wtf?… no supe qué hacer y lo único que pude hacer es decirles que lo que habían hecho estaba mal… los tomé de la mano, los subí al carro y nos dirigimos a la tienda donde había ocurrido la acción… los niños iban llorando … diciendo que toda su vida la iban a pasar en la cárcel… llegamos a la tienda y pido hablar con un gerente…

desgraciadamente no había y me atendió un cajero… le conté la situación y él sólo se río… me dijo que no pasaba nada y lo único que pedí es que hablará con ellos … los niños llegaron pidiendo perdón y al terminar la charla prometieron que jamás lo volverían a hacer… no se si es lo correcto… pero creo que así sea lo que sea…tienen que aprender que el robar no es algo bueno y que para todo hay tiempo y hay que saber pedir las cosas o esperar a que se les pueda comprar… al salir, la gente dijo que lo que hacía estaba correcto… pero al ver a los enanos llorando y gritando pidiendo perdón se me partió el corazón… creo que para toda acción hay una consecuencia y es algo que ellos deben de aprender…aquí les dejo el vídeo.

El gesto de esta mujer ha sido mencionado en redes sociales como lo que se debe hacer cuando educas a tus hijos en una sociedad en donde las reglas no deben romperse, a pesar de los nuevos modelos educativos que evaden la posibilidad de corregir para no perturbar al pequeño en formación.

¿Tú, qué opinas?

Anécdota del día de hoy…. Hoy fuimos a comprar unas raspiras al del rio los peques y yo… y al salir llegamos a varios lugares, total, el caso es que al llegar a casa… me doy cuenta que se habían robado unos chicles… me quedé como wtf?… no supe que hacer y lo único que pude hacer es decirles que lo que habían hecho estaba mal… los tome de la mano los subi al carro y nos dirigimos a la tienda dondebinocurrido la accion… los niños iban llorando .. diciendo que toda su vida la iban a pasar en la cárcel… llegamos a la tienda y pido hablar con un gerente… desgraciadamente no había y me atendió un cajero… le conté la situación y el sólo se rio… me dijo que no pasaba nada y lo único que pedi es que hablará con ellos … los niños llegaron pidiendo perdón y al terminar la charla prometieron que jamás lo volverían a hacer… no se si es lo correcto… pero creo que así sea lo que sea…tienen que aprender que el robar no es algo bueno y que para todo hay tiempo y hay que saber pedir las cosas o esperar a que se les pueda comprar… al salir, la gente dijo que lo que hacía estaba correcto… pero al ver a los enanos llorando y gritando pidiendo perdón se me partió el corazón… creo que para toda acción hay una consecuencia y es algo que ellos deben de aprender…aqui les dejo el vídeo

Posted by Andrea Renee on Thursday, June 14, 2018