Gianni Infantino, presidente de la FIFA, se reunió con el presidente ruso Vladimir Putin y algunos exfutbolistas reconocidos, entre los que se encontraba el exguardameta Jorge Campos, en el Kremlin de Moscú.

“Todos nos hemos enamorado de Rusia. Cuando vienes aquí ves a la gente en la calle y la belleza increíble de Moscú. Esto demuestra que todos los miedos que algunos intentaban generar con este Mundial no han sido reales”, declaró Infantino, quien estuvo acompañado por Lothar Matthäus, Marco Van Basten, Rio Ferdinand y Diego Forlán.

Por su parte, el mandatario ruso apuntó que “muchos estereotipos sobre Rusia han volado por los aires” gracias al Mundial y que la gente pudo ver “que Rusia es un país hospitalario, amistoso con los visitantes“.