Ante el fichaje del brasileño Malcom Filipe Silva por parte del Barcelona, el presidente de La Roma, James Pallota, dijo que el equipo español actuó de manera “poco ética” ya que el conjunto italiano aseguró que ya se encontraba cerca de cerrar el trato con el futbolista de 21 años.

El acuerdo ya estaba hecho. Ayer el Barcelona se disculpó por el fichaje del Malcom, pero nosotros no aceptamos sus disculpas a menos que nos vendan a Messi”, afirmó el presidente del club italiano.

Comentó que ya se había acordado con el jugador una cláusula de rescisión de 120 millones de euros, mientras que el Barcelona otorgó 180 millones y un contrato hasta 2023 perteneciendo a las filas del conjunto azulgrana.

No es una cuestión de contrato firmado, todos los equipos saben como funcionan estas cosas (…) olvida lo legal, lo que ha hecho el Barça no es ético“, expresó James Pallota.