La firma calificadora Moody’s advirtió que cancelar la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México “sería negativo” para el turismo en el país y tendría implicaciones en inversiones y empleo.

Agregó que se podría descarrilar el impulso positivo del sector turístico mexicano, luego de que los 39.3 millones de turistas extranjeros de México en 2017 lo convirtieron en el sexto destino más popular del mundo para visitantes internacionales, según la Organización Mundial del Turismo.

El nuevo aeropuerto es uno de los cuatro más grandes en construcción en todo el mundo y está impulsando la inversión de México en la construcción no residencial”, señaló.

Refirió que durante la fase de construcción de cuatro años, los patrocinadores del aeropuerto esperan que el proyecto genere 160 mil empleos.

Por ello, la cancelación del NAIM afectaría la calificación crediticia, las inversiones, el empleo y el turismo en el país, pues cancelar un proyecto que ya está en progreso “podría frustrar futuros planes de inversión del sector privado para otros proyectos”.

Con información de La Jornada y Notimex