Este sábado, el presidente acudió al Hospital Nacional de Niños en la ciudad de Columbus (estado de Ohio) acompañado de su esposa, para conocer a los pequeños ingresados.

Durante su estancia intentó ayudar a uno de los menores a colorear la bandera nacional, pero todo salió mal.

Luego de una fotografía compartida en redes, los internautas se fijaron en que Trump dibujó una franja de color azul, cuando que en la bandera nacional solo hay franjas rojas y blancas.

Como era de esperar, el error rápidamente se viralizó y desató comentarios graciosos en Twitter.

“El presidente coloreó su bandera mal”.

Es su primer día. Aprenderá más cuando se gradúe del jardín infantil“, ironizó uno de los internautas.

No puede hacer algo tan simple como colorear la bandera estadounidense, algo que un niño pequeño puede hacer. Señoras y señores, estamos en más problemas de lo que pensábamos“.

Otro sugirió que tal vez Trump “no se equivocó tanto”, ya que quiso pintar la bandera rusa, con franjas de colores blanco, azul y rojo, si bien falló en el intento.