Moscú.- El gigante de telecomunicaciones ruso Yandex operará el primer servicio de taxi autónomo en Rusia. El parque tecnológico Innopolis, ubicado cerca de la ciudad de Kazán (unos 750 kilómetros al este de Moscú), será la primera zona donde se podrá pedir un taxi robotizado.

Firmamos [un acuerdo con las autoridades] un verdadero avance tecnológico, ya que por primera vez en Europa un vehículo autónomo estará disponible para los residentes, comentó a los periodistas la directora de Yandex en Rusia, Elena Búnina.

Innopolis, el parque tecnológico construido en las afueras de Kazán, dispondrá de cinco zonas de embarco y desembarco de pasajeros, ubicados en los barrios clave de la ciudad.

El experimento en condiciones reales contará al principio con dos automóviles. Se prevé aumentar la flota de vehículos a medida que se acumulen datos sobre su rendimiento.

El servicio pronto llegará a la propia Kazán, una importante ciudad rusa con más de un millón 200 mil habitantes.

La tecnología, así como la legislación sobre los vehículos autónomos, está en desarrollo y el proyecto está en fase de pruebas. Es por eso que, de momento, el servicio será gratuito y el acceso a la aplicación para solicitar el ‘robo-taxi’ lo tendrán solo los ciudadanos que firmaron un acuerdo para participar en los ensayos.

El presidente de la república de Tartaristán, Rustam Minnijánov, viajó en un taxi autónomo y señaló que espera que “dentro de algunos años los carros autónomos se conviertan en algo común”.

El vehículo autónomo cumple rigurosamente las reglas de circulación, es capaz de evitar los obstáculos en la carretera y puede frenar en situaciones de emergencia.

Los especialistas técnicos de Yandex estarán presentes en el automóvil para evaluar el funcionamiento del sistema.

El objetivo de la empresa rusa, que lanzó el proyecto en 2016, es crear una tecnología que haga innecesario un conductor al volante del automóvil.