Científicos de la Universidad de California de Berkeley descubrieron que el humano puede predecir el futuro realizando suposiciones temporales, por medio de dos formas que utilizan distintas partes del cerebro.

Assaf Breska, líder de la investigación, explicó que existen sistemas cerebrales que pueden “anticipar de manera activa el futuro” , lo que “nos permite no solo existir”

Uno de los mecanismos tiene como esencia la experiencia del pasado que esta conectados al cerebelo, pues el cerebro genera la capacidad de anticipación, siendo sensible a la ausencia de una señal rítmica.

El otro lado depende del ritmo y se encuentra conectado a los ganglios basales, este suele ser sensible a eventos periódicos.

Este hecho contradice que un solo sistema cerebral maneja todas nuestras necesidades temporales, ya que explica que si uno de ellos llegara a fallar el otro podría sustituirlo.