La minoría en el Senado de la República interpuso en la Suprema Corte de Justicia la Nación una acción de inconstitucionalidad en contra del decreto que expide la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, porque argumentaron que violenta la división de poderes, motivo por el cual pidieron que se les conceda la suspensión.

En las próximas horas, un ministro de la Corte determinará si admite a trámite la acción de inconstitucionalidad, y en caso de otorgar la suspensión solicitada, dicha ley quedará congelada y no podrá aplicarse hasta en tanto el Alto Tribunal resuelve el fondo del asunto.

Esta es la segunda acción de inconstitucionalidad que llega al máximo tribunal de justicia del país contra dicho estatuto, ya que en días pasados lo mismo hizo la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

La ley también ha sido impugnada por jueces y magistrados federales por la vía del amparo, mientras que otros juzgadores se han declarado impedidos para conocer el caso, porque también buscan ampararse.