El presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que la falta de gasolina en la Ciudad de México se debe a que fue saboteado el ducto que va de Tuxpan, Veracruz, a la alcaldía de Azcapotzalco.

Durante su rueda de prensa matutina, aseguró que “el problema de la escasez de gasolina en la Ciudad de México se originó porque hubo un sabotaje a un ducto de conducción de combustible de gasolinas de Tuxpan a Azcapotzalco, se restableció el servicio todo el día y después lo volvieron a bloquear“.

Esto en referencia a su declaración del miércoles, en la que apuntó que el desabasto en las estaciones de la capital del país fue agravada por una fuga en el mismo ducto, la cual ya había sido reparada pero a las 22:00 horas se detectó una nueva fuga, por lo que no fue posible regularizar el abasto a las 5:00 horas de este jueves, como adelantó Pemex.

Finalmente, el mandatario dijo que reforzarán la vigilancia en mil 600 kilómetros de ductos, donde se encuentran los seis principales puntos de transportación.