El presidente Andrés Manuel López Obrador advirtió a quienes han estado interrumpiendo la correcta operación de los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) y así regular el servicio de abasto en zonas afectadas que la estrategia continuará y “a ver quién se cansa primero”.

En conferencia matutina y a pregunta expresa, el mandatario indicó que el jueves se había empacado el ducto de Tuxpan-Atzcapozalco y había estado operando correctamente, pero alrededor de las 23 horas se detectó una fuga provocada.

“Ayer el ducto de Tuxpan-Atzcapozalco estuvo funcionando todo el día y en la noche lo volvieron a romper. Ya se está reparando y en una hora se restablece el abasto. A ver quién se cansa primero. Vamos a impedir que se robe la gasolina”, advirtió.

Para el cuidado de los ductos, el mandatario señaló que se destinaron a 4 mil elementos pero nuevamente solicitó el apoyo de la ciudadanía para identificar o abstenerse de participar en el ilícito. “Ya no hay justificación para el robo de combustibles”, reiteró.