Luego de localizar dos asientos posiblemente de la avioneta que se desplomó en la costa francesa, el gobierno británico ordenó reabrir la búsqueda de Emiliano Sala y el piloto de la aeronave, pero ahora bajo el agua.

Algunos exámenes preliminares demostraron que “probablemente” sean los asientos del futbolista argentino y su piloto, pues encuentran coincidencias en los cojines que parecen ser procedentes de la avioneta, así lo dio a conocer la Air Accident Investigation Branch.

Tras un primer examen, hemos concluido que es probable que los cojines procedan de la avioneta desaparecida“, se informó en un comunicado.

En las costas del norte de Francia fue donde se localizaron los restos, sin embargo, las autoridades británicas se han mantenido al tanto de la situación, ya que la Air Accident iniciará una búsqueda submarina con un sonar de rastreo lateral, para localizar los restos del aparato en una zona de unos 13 kilómetros cuadrados.

Estas acciones de búsqueda se realizarán hasta el fin de semana próximo y se pretende que se prolonguen por tres días, además, se contrató un navío de control especializado para que sondee el fondo marino.