La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) redujo sus perspectivas de crecimiento para México, al estimar que para 2019 el país alcanzará una tasa de 2 por ciento, cifra menor a la estimada en noviembre de 2018 (2.5 por ciento).

En tanto que para 2020 sus pronósticos bajaron de 2.8 a 2.3 por ciento, aunque señaló que México tiene un sólido marco de política macroeconómica, tipo de cambio flexible y exposiciones manejables a la deuda denominada en moneda extranjera.

Así como un margen para impulsar la política monetaria en la medida que la inflación disminuya mientras se aprovecha la oportunidad para mejorar las posiciones fiscales.

Vamos muy bien: AMLO

Por su parte, durante su rueda de prensa matutina, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que la economía “va muy bien” y dijo estar seguro de que México convertirá en una “potencia económica” porque “tiene todo, tiene muchos recursos naturales, tiene un pueblo trabajador”.

Le faltaba un buen gobierno y ahora hay un buen gobierno“, consideró el mandatario, aunque eso “no les guste a nuestros adversarios“.