Hirving ‘Chucky’ Lozano se convirtió en el héroe del partido y con un doblete de penaltis logró darle vida a al PSV Eindhoven, en calidad de visitante en el Gelredome Estadio ante el Vitesse, duelo donde el mexicano jugó los 90 minutos.

PSV inició con el control del balón, pero el Vitesse lo sorprendió y en un contragolpe, Thulani Serero se internó en el área y sacó un disparo al que no alcanzó a llegar el portero Zoet.

El gol desanimó a los de Eindhoven, aunado a que ya se le había anulado un tanto al Vitesse por fuera de juego, pero al 39′, Lozano le devolvió la vida a su equipo, al cobrar un penalti tras ser derribado por el portero en un mano a mano.

Vitesse no cedió en el complemento y descontó a su rival al 60′, con una gran definición de Odegaard que se lució con un disparo desde fuera del área, pero apenas 10 minutos más tarde, PSV igualó el encuentro a dos  con una anotación de Luuk de Jong, que empujó el balón frente al arco.

Los últimos momentos del partido fueron agónicos, pues la escuadra de casa firmó el 3-2 con un tanto de Matavž que derribó a Zoet en un tiro de esquina; sin embargo, una falta de Van der Werff sobre Chucky en el 90′, y que lo hizo salir expulsado, originó otra pena máxima que el mexicano convirtió en el gol del empate.

Aunque firmaron un agónico empate a tres, el PSV no logró recuperar la cima de la Eredivisie en la Jornada 29, a pesar de  quedar empatado con 71 unidades con el Ajax, la diferencia de goles lo hace colocarse en la segunda posición.