El presidente Andrés López dijo que “es normal que haya discrepancias” al interior de su gabinete, luego de la renuncia del exsecretario de Hacienda y Crédito Público, Carlos Urzúa Macías.

El extitular de Hacienda “tomó su decisión de manera libre”, expresó el mandatario federal, al reiterar que el país “va muy bien en materia económica“, por lo que “no hay de qué preocuparse, así es la democracia“.

Además, es un cambio, una transformación. “La cuarta (presunta transformación) la estamos haciendo de manera pacífica, tenemos que decir que somos dichosos porque en paz se están llevando a cabo los cambios”.

Interrogado respecto a si considera que la incorporación al gabinete del ahora extitular de Hacienda fue un error, comentó: “No, mire, en un proceso de transformación hay muchos cambios”.

López criticó a medios de comunicación, pues aseguró que, en lugar de contextualizar sus palabras, las editorializan, como cuando informó que en 14 años el presidente Benito Juárez cambió, “creo, 30 veces de secretario de Hacienda porque era una transformación”.

De esos 14 años, él pudo gobernar con relativa tranquilidad pues cinco, que todo lo demás fue luchar contra los conservadores y contra los invasores extranjeros. Pero casi 30, nosotros llevamos uno”, mencionó.

Sin embargo, expresó que “en términos políticos, nuestros adversarios piensan que, agarrando temas en contra de nosotros. Les digo: ¿cuáles son los temas?, (Carlos) Lomelí, (Carlos) Urzúa, la recesión económica, a ver, ¿cuál otro?, ¡ah!, el aeropuerto, sí, y un tema que sí hay motivo de fondo, la inseguridad”.

La vez pasada lo comentaba de 100 columnistas, 95 en contra, hoy o mañana, pasado, cosa que no sucedía anteriormente. Entonces, como dicen en mi pueblo, por algo será. Esa es la situación“, abundó.

López agregó que “afortunadamente existen las benditas redes sociales. Imagínense tener el cuestionamiento y la difamación permanente del Reforma sin las redes sociales, como era antes. Ahora no”.