La Sección XV del SNTE promovió la jubilación anticipada con fideicomisos transitorios, lo que ha ocasionado que jubilados no reciban lo prometido y se manifiesten en la SEP y gobierno del estado.

Así señalaron maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) encabezados por Armando Azpeitia, frente a la Comisión de Derechos Humanos estatal; donde celebraron el juicio simbólico contra el secretario general de la sección XV, Sinhué Ramírez Obviedo.

Acusaron al Comité Seccional de inducir las jubilaciones con promesas de entregar 100 por ciento de las percepciones y bonos; pero los fideicomisos solo alcanzan para “cierto” periodo, “luego del cual, los jubilados se han quedado esperando indefinidamente el pago de sus percepciones y bonos“.

Son alrededor de mil 630 profesores retirados los que reclaman un bono por 20 mil pesos que prometió Sinhué Ramírez Obviedo desde 2015 y el cual no ha sido pagado.

Los maestros se manifestaron el 27 de enero y el 7 de febrero de este año, en la plaza Juárez: sede del gobierno o estatal, a fin de exigir el pago del bono.

Luego que el secretario de Gobierno, Simón Vargas, deslindó al poder Ejecutivo; Ramírez Obviedo reconoció la deuda y se comprometió a pagar cuando obtuviera fondos.

No obstante, Sinhué Ramírez está a unas semanas de concluir su mandato al frente del magisterio, cuando el 23 y 24 de marzo se lleve a cabo el XXII Congreso Seccional donde será elegido el nuevo secretario.

Los maestros de base también acusaron al líder sindical de alargar un año y medio el periodo del actual Comité Ejecutivo Seccional sin consulta, y pasar de tres a cuatro años el periodo de mandato.

Además de agredir a maestros que se opusieron al examen en el mes de noviembre de 2015, en las sedes de evaluación de Pachuca, Tepeji del Río, Ixmiquilpan, Actopan, Tepatepec y Tulancingo.

Llamaron al magisterio a nombrar dese la base a delegados honestos y democráticos mediante una plantilla independiente que los represente.