En representación de los regidores del PAN en Tizayuca y vecinos de la localidad de Tepojaco, Belem Ortega, presentó la postura del grupo edilicio de rechazar la instalación en esa zona del estado de la empresa Valoración de Residuos Sólidos Urbanos de Mexico Valorsum la cual asegura que pretende incinerar cerca de tres mil toneladas diarias de basura para generar energía eléctrica.

De acuerdo con la regidora del albiazul hasta el me to y pese que se han realizado Arias solicitudes en ese sentido, nadie ha salido a explicar los niveles de contaminación que habrá por la quema de la basura, además se referir que se trata de una empresa que no se había podido instalar en otras regiones del país y que de manera por demás dudosa otra los permisos desde el 2016 para iniciar labores en Tepojaco municipio de Tizayuca donde ya es rechazada.

Tepojaco es una zona urbanizada, pero además pretende incinerar 2,800 toneladas diarias de basura provenientes de varios municipios del Estado de Hidalgo, de la Ciudad de México, y zona conurbada del Estado de México; para la generación de energía eléctrica, ante la posibilidad de contaminación del aire, tierra y el manto acuífero“.

Luego de afirmar que a la misma empresa se le negó su instalación en Chicago de los  Estados Unidos de Norteamérica al ser señalada de contaminar el medio ambiente, señaló que para el proceso de incineración de acuerdo a datos solicitados a la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, se utilizaría un promedio de 519 mil 50  litros de agua

El agua se le quitaría al municipio a través del pozo Pamit, del cual se tiene solo una autorización de 150 mil metros cúbicos anuales de explotación,  por lo que no se ha informado de donde se sacará el resto del líquido, además de que de este pozo se cubren las necesidades de 55 empresas de la región y al mismo tiempo se afectaría alrededor de 12 municipios de Hidalgo y 17 del Estado de México, sin tomarse en cuenta liberarán toxinas al  manto freático, se emitirán contaminante altamente nocivos como gases ácidos, óxidos de nitrógeno, azufre, metales pesados como plomo, mercurio, cadmio y arsénico”.

Para finalizar Ortega Araiza, manifestó que que actualmente la planta tiene un avance de alrededor del 50 por ciento y se construye solo de noche, debido a la oposición de los habitantes de ambos estados, además de referir que la empresa se construye en una extensión de al menos diez hectáreas de terreno.