Para sumar esfuerzos, homologar criterios y evitar duplicidad de funciones, la Secretaría de la Contraloría firmó este lunes un convenio de colaboración con la Auditoría Superior del Estado y la Fiscalía Estatal Anticorrupción, que permitirá elevar de un 50 a un 80 por ciento la fiscalización de los recursos públicos, y alcanzar el 100 por ciento a mediano plazo.

El acuerdo fue firmado por la contralora, Citlali Jaramillo Ramírez, el auditor Superior, Armando Roldán Pimiental, y el fiscal Anticorrupción, Ricardo González Baños, y permitirá “hacer mucho más con los mismos recursos”, pues sumarán al personal de los tres organismos a la tarea de fiscalización y anticorrupción.

México ya está harto de funcionarios que hacen que hacen y no cumplen con sus funciones”, afirmó Citlali Jaramillo, ante un nutrido auditorio compuesto por personal de la secretaría y de la auditoría, a los que subrayó que “para la población ratero es sinónimo de funcionario”, y recordó que ahora también la indolencia, la irresponsabilidad laboral y la falta de resultados conllevan responsabilidad legal hasta por siete años.

Recordó que hasta hace poco seis ex gobernadores eran perseguidos por la justicia y sólo Javier Duarte, de Veracruz, está en la cárcel. Existiendo una contraloría estatal, contralorías externas contratadas, las auditorías superiores de la Federación y el Estado, “¿y nadie detectó ninguna irregularidad en su gestión?”

Enfatizó reiteradamente la secretaria de la Contraloría que ahora se cuenta con leyes que contemplan la irresponsabilidad de los funcionarios públicos que lejos de cumplir con sus funciones, las incumplan.

Recordó que además los funcionarios públicos “vamos a estar siendo certificados frecuentemente”, así que les invitó a aprovechar cuanto curso de capacitación se les ofrezca, para mejorar su rendimiento laboral. “Se acabaron los tiempos en que íbamos a la oficina dos, tres horas y puntuales a cobrar la quincena”, dejó en claro.

A su vez el auditor Superior del Estado afirmó que este convenio vendrá a fortalecer el Sistema Estatal de Fiscalización, además de fortalecer la prevención de corruptelas, irresponsabilidades y a mejorar el resguardo de los recursos públicos.

El fiscal Anticorrupción dijo por su parte que se construyen las bases de colaboración sólidas en beneficio de los hidalguenses, y este convenio viene a ser una prueba de un combate frontal a la corrupción y un compromiso de manejo transparente de los recursos públicos.