Encontrarse con deshuesaderos de vehículos es un fenómeno peculiar que se observa mientras ves a través de la ventana del coche cuando manejas por la carretera Pachuca-Actopan.

Un tramo de esta vía al cual deberían llamar El corredor de la muerte.