La banda de rock pop independiente RWR Rockwell Road, organiza en conjunto con la Secretaría de Cultura de Hidalgo y la UNESCO, un proyecto social y musical muy importante llamado “Hidalgo suena fuerte”.

Con este proyecto, se busca darle voz a los nuevos talentos musicales del estado de Hidalgo, y al mismo tiempo regenerar el tejido social de las comunidades.

“Hidalgo suena fuerte” es un concurso de música donde no hay cuota de inscripción, se acepta a cualquier género musical y a participantes de cualquier edad, pero deben presentar música original, “con una canción es suficiente, pero si tienes más, podrías presentarlas en el concurso”.

Al mismo tiempo, indicaron que este concurso no lo gana el que toca mejor únicamente, sino también quien combine mejor el tocar bien con hacer un impacto en su comunidad recuperando los espacios públicos, tan importante en la agenda 2030 de la UNESCO.

Refirieron que estos espacios son los que a la larga permiten tener una mejor referencia de identidad comunitaria y su recuperación está comprobado que mejora en muchos niveles la cohesión social.

Esta banda comunicó que han sido apoyados por el secretario de Cultura, Olaf Hernández Sánchez, para poder hacer este proyecto en municipios estratégicos del estado.

De esta forma, las sedes del concurso “Hidalgo suena fuerte” serán los municipios de Tepeapulco, Tizayuca, Tula, Mineral de la Reforma, Emiliano Zapata, Actopan, Huichapan, San Bartolo Tutotepec, Progreso y Tenango de Doria.

La gente puede inscribirse a este concurso hasta el 8 de agosto a través de la página de la Secretaría de Cultura del estado, indicando la sede en donde participarán.

El 22 de agosto el concurso iniciará en Progreso, el 24 estará en San Bartolo Tutotepec, el 27 de agosto en Tenango de Doria, 28 de agosto en Tepeapulco, 29 de agosto en Mineral de la Reforma, 30 de agosto en Actopan, 31 de agosto en Tula, el 3 de septiembre en Huichapan, el martes 4 de septiembre en Tizayuca y el 5 de septiembre en Emiliano Zapata, donde de cada sede habrá un ganador, que participará en la gran fina el viernes 28 de septiembre en Pachuca.

La banda RWR Rockwell Road, es una banda de rock pop independiente formada con integrantes de México, Argentina y Estados Unidos que a través de su historia y música, han motivado a cientos de jóvenes de México y cinco países más.

Además de ser la primer banda en recorrer todo México en bicicleta en el año 2013, ganaron algunos premios como el MTV “Agentes de Cambio”, People Choice en el Buenos Aires Web Fest, fueron elegidos como Artista Sennheiser, entre otros más.

Sin embargo, reconocen que el camino no ha sido fácil, ya que tuvieron un momento de ruptura, cuando algunos se convirtieron en papás, “la gente pensó que ya no era posible seguir y todos los integrantes, los socios, todos se fueron”.

Sin embargo, Cintia Concia, argentina, baterista, Oliver Iturbe, vocalista, con Sofi, oriundos de Hidalgo se aferran al sueño, “mucha gente antes decía, ‘si claro ustedes pueden hacerlo porque no tienen responsabilidad alguna’, ahora la tenemos y es lo que más amamos”.

Con este sueño en mente, más adelante RWR se incorporaron Aarón Cortés, guitarrista originario de Puebla, y Kevin Steve, guitarrista de California, USA.

Junto a ellos el año pasado recorrimos 5 países y 13 estados de la república Mexicana. Hemos descubierto que el mundo de la música es muy difícil, así que encontramos nuevas formas de seguir luchando y de paso ayudar a muchos a soñar y saber que su sueño se puede hacer realidad”.

Luego de rearmarse esta banda, se han dedicado a recorrer escuelas, dando conferencias-concierto, donde imparten un mensaje positivo, tratando de seguir creando seguidores, con la esperanza de que tarde o temprano su música será muy conocida.

El mensaje que llevan hizo que este año 2018, el Consejo de la Comunicación los invitara a ser voceros de la campaña nacional “Somos Mexicanos”, donde se han propuesto que la gente deje de criticar a México y valore las muchas cosas valiosas que tiene el país.

A Cintia, Yamaha Mexico la invitó a formar parte del movimiento “She’s got the groove” que busca empoderar a las mujeres y convencerlas de que sigan avanzando en la equidad de género, pues como dice su campaña “no es cuestión de género, es cuestión de música“.

Además este año fueron nominados al Premio Nacional de la Juventud por las tantas escuelas que han visitado, algunas veces sin paga o a veces con lo que pueden juntar, “ya son más de 800 escuelas en 6 países estos 5 años de RWR”.

Estamos felices y esperanzados a que el futuro puede ser aún mejor. A que cada esfuerzo que hicimos valdrá la pena”.