El terremoto del pasado 19 de septiembre nos trajo muchas desgracias personales, las más importantes pérdidas de vidas humanas. También nos recordó que los mexicanos somos igual de solidarios generación tras generación, igual a las fotografías que mostramos de los sismos del 85 tendremos de 2017. Ahora a todos nos une una misma fecha en el calendario nacional separadas por 32 años.

Mando un mensaje solidario a quienes perdieron a sus seres queridos o sus propiedades, con ellos está todo mi respaldo. Reconozco el valor de miles de voluntarios que salieron a las calles exponiendo su integridad física para ayudar, a ellos toda mi admiración.

Pero dentro de la desgracia, los ciudadanos ganamos algo, obligamos a que los partidos políticos y el Instituto Nacional Electoral nos escucharan.

Desde hace meses hemos denunciado el insultante gasto de miles de millones de pesos que tendrá el INE para organizar los comicios de 2018, las partidas multimillonarias que gastarán los partidos políticos para comprar el voto.

Horas después del sismo, que ha arrojado casi 300 personas fallecidas, se inició un movimiento ciudadano. Durante 10 horas de aquel miércoles 20 de septiembre, el hashtag #PartidosdensuDinero fue tendencia nacional hasta que los dirigentes políticos vieron ahí una nueva oportunidad para engañar a la ciudadanía.

Todos los partidos, quienes se habían negado a modificar las leyes para disminuir sus presupuestos lanzaban mensajes en redes aceptando entregar los dineros que la Constitución les garantiza pero que sacan de nuestros impuestos para donarlos a los damnificados y a la reconstrucción. El Frente se unió en un video donde más que convencidos se mostraban regañados, Andrés Manuel de plano rechazó el 100% de sus prerrogativas. Todos lucrando, ahora si ven una ventana en las ruinas para legalizar lo que siempre han hecho, ocupar nuestro dinero para el asistencialismo.

No entiendo. Quieren engañarnos nuevamente. Ofrecen el dinero que es nuestro, los partidos viven de nuestros impuestos, nosotros debemos decidir a dónde destinarlo y mantener a los políticos no es nuestra prioridad.

Queremos reducir el costo de los partidos políticos, del INE y de los institutos electorales locales. Queremos una democracia creíble y no despilfarradora.

Los dirigentes políticos no nos deben de hacer el favor de otorgarnos sus recursos. Con éstas declaraciones sólo se alejan más de la ciudadanía.

Los panistas, priistas, perredistas, de morena denotan su egoísmo, su ambición económica de poder. Debemos cambiar esto de una vez por todas.

A la petición de #SinvotoNohayDinero debemos de sumar el #SinvotoNohayPoder quitémosle a los partidos la posibilidad de utilizar nuestro dinero cómo ellos quieran, no tienen ese privilegio.

En el sismo del pasado 19 de septiembre muchas desgracias padecimos, las más importantes la pérdida de vidas humanas, a los familiares que les faltarán sus seres queridos todo mi cariño y respaldo.

Pero también reafirmamos la solidaridad que tuvimos la generación en los sismos del 85, los jóvenes respondieron y volveremos a levantar a México. Pero dentro de las desgracias, los ciudadanos ganamos algo, ya no nos dejamos de los partidos y los políticos.

Ahora en el INE buscarán una vía legal para destinar recursos partidistas a los necesitados –esa que siempre nos la negaron cuando la exigimos- pero hay que recordarles que no es un favor el que nos hacen.

Los ciudadanos ya probamos que tenemos el poder, ejerzámoslo.

#JuntosporMéxico #PoderparaHacer

@PedroFerriz

COMPARTIR

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre