Con gran éxito se llevó a cabo en el Museo Nacional de los Ferrocarriles Mexicanos (MNFM) la decimotercera edición del concierto de gala, Sinfonía Vapor, a cargo de la Filarmónica 5 de Mayo bajo la dirección del maestro Fernando Lozano y la Banda de Música de la Secretaría de Seguridad pública del Estado de Puebla a cargo del maestro Abraham Ibáñez.

Fueron cientos de familias enteras las que disfrutaron de este evento sin igual, que ya se ha convertido en una tradición orquestada por la Secretaría de Cultura del gobierno federal, a través del Centro Nacional para la Preservación del Patrimonio Cultural Ferrocarrilero y el MNFM, donde las nuevas generaciones son las que más se emocional al ver a una locomotora de vapor de la época dorada del tren en México, en movimiento.

El programa del recital estuvo conformado por las obras obertura de “La urraca ladrona” de Giacchino Rossini, vals “Emperador” de Johann Strauss Jr, polka “Los chamacos” de Abundio Martínez, vals “Las violetas” de José Mauro Garza con una orquestación sinfónica de Gonzalo Romeu y “Fiesta para bugles” de Lero y Andersson.

Además de “Las cuatro estaciones” y “Danzón no. 2” de Arturo Márquez, antes del momento cumbre del evento con la obra “Sinfonía Vapor” de Melesio Morales, donde la aparición de la locomotora de vapor a un costado del escenario, donde sucedieron las magistrales ejecuciones de los artistas ante sus instrumentos, desató la ovación de pie de parte del público.

La locomotora de vapor que se usó para la ocasión fue la O de M2 (Ferrocarril Occidental de México), construida por la H.K. Porter Lomotive Works en 1942 en Pittsburg, Pennsilvania, parte de la colección del MNFM y coordinada para su movimiento por un equipo de expertos en maniobras ferroviarias.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre