Después de la actuación que tuvo en la pasada entrega de los premios Oscar, Natalia Lafourcade ofreció su primer concierto del año en México en Puebla en el marco de la gira “Musas”, con la que homenajea el folclore latinoamericano de la mano de Los Macorinos. Este evento fungió como marco para que sus fans la celebraran por su pasado cumpleaños.

Entre las estrofas de “Vámonos negrito”, primera canción de la velada, Natalia dijo a un eufórico público: “Buenas noches Puebla, ¿cómo está mi público querido?”. Y no fue antes de “Hasta la raíz” y “Lo que construimos”, que dirigió un mensaje más extenso a los más de 5 mil reunidos en el Auditorio Metropolitano.

“Muchísimas gracias. Estoy muy emocionada de estar en este escenario, de tenerlos aquí cerquita de nosotros. Este es el primer concierto del año en México. Me da mucha alegría poder llegar a Puebla y cada vez un escenario más grande. Estamos aquí para compartir un viaje con toda esta música que ha sido una investigación y un descubrimiento en ese folclore de Latinoamérica, con Musas, con Los Macorinos”, dijo la cantante.

Y entre el deseo de que todos la pasaran bien, confesó que su corazón estaba “muy alborotado” y que “todavía me pongo nerviosa, todavía me emociono”. “Tú me acostumbraste”, “Soledad y el mar”, “Ya no te puedo querer” y “Nunca es suficiente” continuaron en el repertorio disfrutado no solo por seguidores de Puebla, también de Tlaxcala y Veracruz, destacando la presencia de los clubes de fans oficiales “Yo X Lafourcade”, de cada lugar.

Y a propósito del pasado cumpleaños número 34 de la cantante, ocurrido el pasado 26 de febrero, le prepararon pancartas con mensajes cariñosos y una lluvia de globos luminosos al entonar las mañanitas, gesto que ella agradeció infinitamente.

Llegó el turno de un tema muy especial para Natalia, “Palomas blancas”, que habla de mantenernos conectados con nuestra paz interior: “Lo que más pido, siempre, todos los días, es poder estar conectada con la tierra, es poder regresar a lo simple, a lo desnudo, a lo más honesto, a lo más puro, siempre pido eso en los atardeceres, cuando miro al cielo, cuando veo nuestro bello México”, compartió.

Desde lo más reciente en la discografía de Natalia Lafourcade, con el volumen uno y dos de “Musas”, hasta las primeras canciones con las que empezó la conquista de los escenarios por el año 2000, hubo en la velada que se extendió por dos horas. Entre estos, “Amor de mis amores”, “Amarte duele”, “En el 2000”, “Casa”, “Tú si sabes quererme” y “Ya no vivo por vivir”.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre