Diputados federales de Morena pretenden frenar el despojo de 170 hectáreas de terrenos a familias de la Junta Auxiliar de La Resurrección, debido a que los dueños originales nunca vendieron y se les “agandalló” la tierra, informó Alejandro Carvajal. 

Ante el despojo que hiciera el el Gobierno del Estado de 170 hectáreas que se las entregó a un particular para a su vez se las seda al gobierno federal para el desarrolle la vivienda que ocuparán los trabajadores de la Secretaria de Educación Pública (SEP), una vez que la dependencia se descentralice de la capital del país, la bancada de diputados en la Cámara baja presentarán un punto de acuerdo para revertir este abuso en perjuicio de los ejidatarios. 

En conferencia de prensa, el legislador dijo que hace cuatro días se promovió el amparo para evitar este saqueo de predios, ya que se trata de hectáreas fértiles que son utilizadas para el cultivo de maíz. 

Refirió que los ejidatarios tienen escrituras en su poder como dueños de la tierra desde hace mas de 80 años, por lo que no hay razón para que el Gobierno estatal a través del particular Carlos Juárez Camacho se las arrebate y a su vez estas 170 hectáreas se las entreguen al gobierno federal en donde emprenderá el desarrollo inmobilario para cubrir la demanda de vivienda que habrá ahora que las oficinas se la SEP federal se trasladen para Puebla. 

Este desarrollo de 20 mil casas estará a cargo de la empresa Sadasi, según señalan algunos de las familiares afectados en La Resurrección. 

De acuerdo a los señalamientos de Fernando Zapotitla, -afectado-, inversionistas buscan a toda costa construir en la zona, a pesar del juicio legal en proceso. 

Los desarrolladores de vivienda, han hecho recorridos constantes por la Junta Auxiliar, con el propósito de planear la construcción de las viviendas, pues se intenta comenzar este año, una vez que comience el traslado de la SEP al estado”, indicó.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre